Con mucha ilusión y con todas las medidas de seguridad necesarias, la asociación BotikaEducasaluss ha retomado esta semana la actividad impartiendo sus sesiones de estimulación cognitiva en los domicilios de los alumnos, con el fin de evitar contagios.

Ayer comenzaron 25 de los 30 alumnos que la escuela tiene en Casares y el resto se irá incorporando de manera progresiva.

Las terapias continuarán siendo a domicilio como mínimo hasta septiembre, según vaya evolucionando la pandemia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here